Armando Riera Martínez es uno de los agentes más veteranos de la Policía Local de Santa Eulária des Riu. Desde hace 37 años, forma parte de un equipo de más de 60 policías que trabajan para garantizar la tranquilidad en todo el término municipal. Con una amplia experiencia profesional, este hombre amable y tranquilo es el protagonista de la primera entrevista de la página web.

¿Cómo se dividen las competencias entre la Policía Local, la Policía Nacional y la Guardia Civil?

En principio en España hay una Ley que asigna a cada policía unas funciones distintas,  entre otras que comparten en común todas las policías. En el caso de la Policía Nacional, las más genéricas son la expedición de documentos de identidad y pasaportes, el control de entrada y salida de España de extranjeros y españoles, investigación delitos, control del juego y empresas de seguridad y colaborar con otras policías extranjeras. Suele estar en capitales de provincia o ciudades importantes. La Guardia Civil  tiene como principales cometidos el control de armas y explosivos, control del tráfico en vías interurbanas, conservación de la naturaleza…. Por último la Policía Local o Municipal, como se le llama en otras ciudades, tiene como funciones principales el control y vigilancia del municipio, realizar atestados de tráfico en las zonas urbanas, colaborar en resolución de conflictos privados entre vecinos, controlar y denunciar infracciones a las ordenanzas municipales, vigilancia en general y colaboración con el resto de policías.

Durante la temporada turística, también contamos en Santa Eulària des Ríu, con el apoyo de agentes de policía italianos y alemanes que están al mando de la Guardia Civil.

Como esto es un poco complejo, el consejo que puedo dar a los residentes que necesitan la intervención de la policía, bomberos, ambulancias o cualquier servicio de emergencia, es que llamen al 112. Este servicio dirigirá al ciudadano hacia el servicio más adecuado a sus necesidades y garantizará la coordinación entre ellos.

¿Cuáles son los principales delitos observados en Santa Eulária des Riu?

En general, podemos decir que en nuestro municipio es tranquilo. Por un lado, porque las autoridades municipales han tomado las medidas adecuadas a lo largo de los años para tener un turismo de calidad. Por otro lado, porque la Policía Local hace su trabajo, respetando a las personas, pero con rigor en sus intervenciones. Finalmente y muy importante, porque sus habitantes han querido mantener y han participado en tener un municipio tranquilo. Si me pregunta, sin embargo, las dificultades más frecuentes que tenemos que manejar, diría que en cuestiones de tráfico es el abuso de alcohol, sobre todo en  los fines de semana, falta de validez en documentación de conductores y vehículos (especialmente con los residentes extra comunitarios). También realizamos actuaciones relacionadas con la violencia de género dentro de la pareja. En lo que corresponde al cumplimiento de las ordenanzas municipales las actuaciones más habituales son con respecto a los animales de compañía, ocupaciones de vía pública y de convivencia.

¿El multilingüismo en Santa Eulária des Riu es un problema para la Policía Local?

Cada día menos, porque tenemos personal más preparado y además está el servicio de emergencias del 112,  que cuenta con traductores en los idiomas más hablados. Al estar el mundo globalizado y tener visitantes de muchos países diferentes, en ocasiones nos encontramos que hablan idiomas que no son habituales aquí y tenemos que recurrir a vecinos de su misma nacionalidad que llevan tiempo viviendo en España y hablan los dos idiomas. En caso de detener a una persona, los juzgados cuentan con traductores. Dicho esto, creo que en unos pocos años, las aplicaciones digitales de alto rendimiento resolverán el problema lingüístico que tenemos que gestionar.

La isla de Ibiza es un lugar donde se registra una fuerte inmigración/emigración, ¿Cómo afecta este hecho a la labor de la Policía Local?

Estos movimientos de población son una gran riqueza para un municipio como Santa Eulária des Riu, que forma parte del “paquete líder” de ciudades en España con la tasa más alta de residentes no nacionales. En la vida cotidiana, esto no supone una gran problemática. Sin embargo es cierto que al mezclarse y convivir  diferentes culturas, que no tienen los mismos valores que nosotros ni costumbres, en ocasiones hay problemas de convivencia, de trato entre la pareja e hijos y de interpretación de las normas. Por otro lado, tratamos la problemática  del abandono de mascotas, un problema real y que a veces no se puede solucionar tan rápido como nos gustaría porque la eutanasia de animales sanos está prohibida en España y eso hace que se tengan que gestionar un número considerable de animales abandonados, a menudo porque sus dueños abandonan la isla dejándolos aquí. Afortunadamente, los residentes, en general, están muy comprometidos con el bienestar animal y nos ayudan a mejorar este problema. Por otra parte, está el tema de los coches abandonados, residentes europeos se marchan de la isla y dejan aquí sus automóviles que, menudo, están en buen estado, pero que pueden acabar siendo tratados como vehículos abandonados y finalmente descontaminados. El hecho de que tenga matrícula extranjera dificulta nuestra labor para localizar al propietario y solucionar el problema.